La Empresa

Dal Santo refleja la historia de la bicicleta en Argentina. Nacidos como fabricantes de bicipartes de alta calidad, hoy también producen cubiertas con la marca DSH, cuadros, horquillas, formas y la línea de bicicletas marca Halley que distribuyen en todo el país. También son representantes de la marca Raleigh, la cual arman, distribuyen y comercializan en Argentina, Brasil y el resto del Mercosur.

Historia

José Dal Santo, el fundador de la compañía, arribó de Italia en 1950 y junto a su hijo Francisco forjaron la empresa que lleva más de 60 años de actividad ininterrumpida.
Sus nietos, Aldo y Sergio continúan dándole a la empresa el empuje necesario para seguir siendo un referente en Argentina.
Inicialmente, lo que dio prestigio y liderazgo en el mercado, fue la fabricación de ejes y cubetas para la caja pedalera.
En el año 1991, con el desarrollo mundial del mountain bike, se comenzó a importar para estar a la vanguardia en el mercado, incorporando todas las novedades y nuevos productos para distribuirlos en el país.

Liderazgo y progreso

En el año 1999, Dal Santo suma a su antigua planta de Villa Adelina, una nueva propiedad en la localidad de Munro donde se establece también con sus oficinas administrativas.

Con el desarrollo del país, la empresa sigue creciendo y es así que en el mes de septiembre del año 2009 comienza la construcción de su actual planta.

Sobre 3,2 hectáreas de tierra, se construyeron 16.000 m2 de instalaciones donde se almacena la mercadería y funciona una línea de armado de última generación con una producción capaz de abastecer la demanda de los clientes. Además cuenta con 1.200 m2 de oficinas y un showroom donde se exhiben toda la línea de repuestos, accesorios y bicicletas que se fabrican y comercializan.

En el año 2004, Dal Santo desarrolló un proyecto, Quadro Industrial, una moderna fábrica de 5.000 m2 sobre una hectárea de terreno, la cual produce y abastece cuadros, horquillas, manubrios y cubiertas, que permiten lograr un producto final con gran porcentaje de fabricación nacional. En la actualidad, Dal Santo tiene capacidad instalada para producir 20.000 unidades mensuales de bicicletas para sus líneas Halley y Raleigh. Esto hace que la empresa sea líder y referente del mercado en todos sus segmentos.

Raleigh

Desde el año 2000, Dal Santo fabrica la línea de bicicletas Halley, atendiendo a las necesidades de los distintos segmentos del mercado, ofreciendo productos desarrollados con insumos nacionales, logrando así, poder certificar a nivel Mercosur sus bicicletas.

Cada vez hay más aficionados al ciclismo y más gente que practica este deporte para mejorar su calidad de vida. Por ello, Halley en toda su línea, desarrolla productos con excelentes prestaciones y de perfecto funcionamiento ofreciendo bicicletas para todas las edades y necesidades respetando los criterios de calidad de la Norma IRAM 40020.

La magnitud de la empresa, los amplios servicios que presta a sus clientes y la indiscutida calidad de sus productos, nos hacen sentir orgullosos.

Agradecemos a todos los que conforman nuestra empresa; personal operativo, administrativo, comercial, vendedores, clientes y proveedores por acompañarnos a lo largo de tantos años.